Conoce el Museo de Arqueología de Sevilla

Conoce el Museo de Arqueología de Sevilla

Museo de Arqueología de Sevilla

Sin duda uno de los atractivos cuando se visita una ciudad es descubrir sus museos. Sevilla cuenta con numerosos museos dedicados a diversas temáticas pero sin duda uno que llama la atención es el Museo de Arqueología. Por eso hoy desde Apartamentos Santa María os queremos hablar de este interesante museo sevillano.

Su historia

La colección fundacional estaba integrada por los hallazgos encontrados en las excavaciones de Itálica, reunidos hacia 1780 por D. Francisco de Bruna en la galería de acceso a los Reales Alcázares.

Su primera sede fue el mismo Alcázar, pero a partir de 1875 la colección se trasladó al antiguo Convento de la Merced, donde también se albergaba el Museo de Pinturas. Pero la falta de espacio en esta sede era cada vez más preocupante, no siendo posible realizar una exposición adecuada de las colecciones, a pesar de la concesión de dos nuevas salas en 1904. Este grave problema se resolvió cuando el Ayuntamiento de Sevilla cedió el Pabellón de Bellas Artes de la Exposición Iberoamericana de 1929, construido por Aníbal González en el Parque de María Luisa, como nueva sede del Museo Arqueológico Provincial.

Una vez realizadas y verificadas las obras de adecuación en el edificio, se trasladaron allí las diferentes colecciones, inaugurándose la nueva instalación museográfica el 25 de mayo de 1946, con ocho salas, Biblioteca y Dirección. El 1 de marzo de 1962, el edificio y las colecciones del museo fueron declarados Monumento Histórico Artístico.

A lo largo de los años 70 se reorganiza el museo, sufriendo obras de ampliación y mejora, inaugurándose diecinueve salas más, hasta las 27 actuales, añadiéndose a estas en 2012 la Sala Monográfica del Carambolo en la planta alta, ocupando una de las salas de exposiciones temporales para ofrecer de forma permanente las colecciones relacionadas con dicho tesoro y su contexto histórico y geográfico.

Qué podemos ver en el Museo Arqueológico de Sevilla

Las principales colecciones de las que consta el museo son: Prehistoria, Protohistoria, destacando el período del Bronce Final, con testimonios de las culturas fenicia y tartesia. Colecciones romanas procedentes en su mayoría de Itálica, con una importante muestra de estatuaria de época de Adriano. Además, cuenta con piezas medievales, visigodas e islámicas.

El museo consta de tres plantas entre las que se distribuyen las diferentes colecciones:

  • En el sótano se abren al público diez salas con la exposición de los testimonios materiales de las distintas sociedades que se sucedieron en el territorio de la actual provincia de Sevilla, a lo largo de la Prehistoria y la Protohistoria.
  • La planta baja, con dieciocho salas, recoge la Época Romana, la Antigüedad Tardía y la Edad Media hasta concluir con la Edad Moderna.
  • En la planta alta se ubican la Biblioteca, las Salas de Exposiciones Temporales, el Salón de Actos y las zonas de trabajo interno: Dirección, Administración, Investigación, Conservación, Restauración y Difusión.

El museo propone además una serie de recorridos por áreas temáticas, de especial interés para aquellos visitantes que no dispongan de ese tiempo o que deseen hacer una visita más pausada o centrada en aspectos concretos de las colecciones.

Qué es lo que no te puedes perder del museo de arqueología de Sevilla

Entre lo más destacado del museo podemos nombrar las siguientes piezas:

La Venus de Itálica

Esta escultura del siglo II d. C., coincide con el mandato de Adriano, emperador del Imperio romano (117 – 138) y reproduce el modelo de “Afrodita Anadyomene”. A modo anecdótico, la encontró una familia de Santiponce semi-enterrada en su casa y como solo se veía su hombro, usaban este para cascar nueces.

Diosa Astarté

Es una pequeña escultura que representa a la diosa fenicia Astarté, sentada en un escabel. En la parte frontal podemos leer un mensaje en fenicio, se trata de la prueba del fenicio escrito más antigua de la historia.

Busto de Adriano

Es uno de los mejores retratos que conservamos del emperador hispano. Procede de Itálica y se realizó en torno a los años 135-140 d.C. Como elemento de divinización, lleva un relieve de la cabeza de la Gorgona Medusa.

Tesoro del Carambolo

Se encontró casualmente en la reforma de un edificio en en el pueblo de Camas en 1958. Las joyas estaban ocultas en una estructura oval junto a huesos de animales y cerámica del tipo “carambolo”. Las últimas investigaciones indican que se trata del ajuar de animales que eran sacrificados en templos fenicios dedicado al dios Baal y la diosa Astarté.

Cabeza de Alejandro magno

Se encontró en Itálica y aunque todas las teorías apuntan a que es la cabeza del rey de Macedonia, hay otros autores que barajan que sea Antinoo, el efebo de Adriano.

 

 

 

El museo es visitable todos los días excepto los lunes, así que si planeas una visita a Sevilla no dejes pasar la oportunidad de visitar este magnífico museo.

 

Sin comentarios